Entrevista al Cleber Teodósio

...de JMV a la CM.
Fiesta de la Milagrosa en Belo Horizonte (Brasil)

Cleber Teodosio es estudiante de la Congregación de la Misión Provincia del Rio de Janeiro Brasil y tiene más de 17 anos de caminada con la familia vicentina de aquel país. Cursa el primer ano de Filosofía en la Faculdad Vicentina de la CM Curitiba, mas donde ha desarrollado mayor servicio ha sido con las Juventudes, donando, incluso, tres anos de su vida en un voluntariado en el Secretaria Internacional de la Asociación en Madrid España, y sirviendo en una misión de verano a los pobres en África. Sigamos la entrevista y veamos como nuestro hermano dejó que Dios actuara en su vida. ¡Buena lectura!

Corazón de San Vicente de Paul: ¿Hace cuánto que formáis parte de JMV?
Cleber Teodósio: Yo entré a JMV en 1998, o sea que hace 17 años que tengo la dicha de participar en la Asociación ya sea como miembro o como asesor, ella me tiene arraigado, por ella siento algo inexplicable, pero ¿quién dice que para el amor hay una explicación?
Misión en el Secretariado Internacional de JMV en Madrid (España)

CSVP: ¿Qué lo impulsó a hacerse voluntario de JMV Internacional y cruzar medio mundo para ello?
CT: Eso del voluntario es un misterio, hay muchos factores que convergieron para ello, el misterio es Dios, pero que se revela en el Hijo, fue por Él, en grandes rasgos; no puedo señalar otra cosa, aunque se suma a la primera, el amor a la Asociación; la entrega de uno, ese dar y recibir, tan dinámico que la experiencia nos brinda y el mirar este acontecimiento, no como un voluntariado simplemente, sino como una Misión.

CSVP: ¿En qué consistía vuestro trabajo diario, el día a día, en el Secretariado Internacional de JMV y en su misión en el extranjero?
CT: En el Secretariado siempre estábamos disponibles para lo que necesitaban, desde la limpieza hasta representar el SIJMV en donde fuera necesario, aunque cada uno tienia tareas específicas, de forma que a mí, me tocó primeramente las traducciones entre los idiomas Español X Portugués, el trabajo de webmaster (producción y edición de textos, fotos y videos, etc.), mantenimiento de los ordenadores, responder internamente por la Ley Orgánica de Protección de Datos, etc. Y claro, por habernos acogidos en España, nuestra labor también estaba involucrada con JMV Nacional, donde colaborábamos con ellos siempre que lo solicitan. Ese trabajo, lo hacía por las mañanas, por las tardes estudiaba. En los fines de semana ayudaba en las obras sociales de la FV local. Además de la misión en tierras hispánicas, he estado por 45 días en Nacala, Mozambique donde con la FV local he servido como profesor de portugués para niños, orientación pedagógica a los profesores, curso de liturgia a los agentes de pastoral, programas radiofónicos y visitas a las familias carentes.   
Clase de Portugués para niños Macuas en Nacala (Mozambique)

CSVP: El septiembre de 2012 has cumplido 3 años de servicio en Madrid, cuando se ha vuelto al Brasil. ¿Qué has traído en la maleta? ¿Cuál ha sido tu trabajo cuando volviste a tu País?
CT: Sí, el tiempo no espera por nadie, y ese período pasó como relámpago (risas), con las pequeñas tormentas también cayeron aguas que ayudaron a fertilizar el suelo, haciendo germinar brotes, florecer y dar frutos. He traído las experiencias bonitas que allí viví, las amistades que Dios me concedió y los recuerdos de personas y lugares donde tuve la dicha de compartir mi ser cristiano y mi ser persona. Aquí, en Brasil, soy funcionario público (Ayuntamiento), volviendo, retomé a mi antiguo trabajo como agente administrativo en la Consejería de Temas Sociales, seguí como Asesor Laico de JMV, involúcreme con los Desembocados de JMV. El 2013 hizo acompañamiento vocacional con los Paúles del Rio de Janeiro, donde he ingresado el 2014. En el ano corriente, estoy cursando Filosofía en Curitiba – PR. Aquí hago pastoral en la comunidad de Nuestra Señora de Fátima, donde he ayudado crear un grupo de JMV con el mismo nombre.   

CSVP: ¿Qué les diríais a los jóvenes que dudan o no se atreven a dar el paso a realizar un servicio en la Iglesia?
CT: Que no hay secreto, el miedo se pierde enfrentándose a los problemas, que se abandonen a la Providencia y la conocerán. Reconozco que hablarlo cuesta menos trabajo que vivirlo, pero ¿quién dice que la vida es fácil? No necesitamos de otro ejemplo más que el de Jesús, que cumplió la misión que el Padre le había reservado, creo que cada joven tendría que plantearse desde la oración cuál es el proyecto que Dios tiene para su vida, y que en ese proyecto esté presente el servicio a los jóvenes y a los más pobres desde y en la Asociación.
 
Visitando el Cristo Redentor en Rio de Janeiro (Brasil)
CSVP: En Iglesia es muy importante tener un grupo de referencia, una comunidad en la que formarte y compartir tus inquietudes y tu fe. ¿Cómo ha sido y es para ti ahora esta formación y momentos de encuentro de fe?
CT: El grupo fortalece esa fe que es individual pero que se fortalece cuando rezada y vivida en comunidad. Allá, en España, he tenido la oportunidad de participar, más activamente, en tres grupos de JMV. Lo vivido, lo traduzco como un periodo enriquecedor, de cambio de experiencia y vivencias. Sólo tengo que agradeceros. Igual extiendo mis agradecimientos a JMV Brasil que siempre me ha querido mucho. Hoy en el seminario, mismo con mis limitaciones, sigo intentando actualizar los gestos de Jesús y de los santos, y consumiéndome poco a poco ya sea en los estudios, servicios internos o externos en la comunidad donde actúo.      

CSVP: Sabemos que en lo que podías, participabas en diferentes actividades de JMV España y sus Provincias. ¿Veis mucha diferencia con respecto a JMV en tu país de origen?
CT: La JMV es una como bien sabes, y con la implantación del Secretariado Internacional y la ayuda de las nuevas tecnologías de la información, cada vez más, se nota esta internacionalidad. La alegría, entusiasmo y empeño de los protagonistas son similares, lo que cambia es la forma de llevar a cabo las actividades, la magnitud y las posibilidades pero, sinceramente, no hay tanta diferencia.
 
Visitando el Jardin Botanico ee Curitiba - PR (Brasil)
Y por último:
CSVP: Un texto Bíblico:
CT: Me gusta Eclesiastés, Cantar de los Cantares y Marcos, pero me quedo con Corintios 13,1-13: “Aunque hablara todas las lenguas de los hombres y los ángeles, si me falta el amor…”.
Un regalo: La vida misma.
Un lema: ¡Adelante! Todo saldrá bien.
Una ilusión: Que todos seamos felices.
Un libro: Además de los bíblicos, supra mencionado “O Futuro da Humanidade” (Augusto Cury, 2005).
Una película: “La Última Cima” (Juan Manuel Cotelo, 2010).
Una canción: "Color Esperanza" (Diego Torres, 2004).


Gracias Cleber Teodosio por tu disponibilidad y entrega y por darlo a conocerte un poquito más con esta entrevista, por tu servicio y entrega a Dios en el seno de Familia Vicentina. 

Entrevista dada al
Corazón de San Vicente de Paul
CM Colombia

Comentários